Tipos de vibradores, ¿cuál es el mejor para mí?

“Me gusta considerar el sexo oral, el manual y el coito como juegos preliminares al sexo con vibrador”, dijo en su momento Betty Dodson. Esta artista, sexóloga y vieja roquera del feminismo que luchó toda su vida contra la represión sexual, fue pionera en hablar públicamente de las bondades de los vibradores impartiendo talleres a finales de los sesenta en los que explicaba cómo usar correctamente estos aparatos para alcanzar el orgasmo. Porque si el siglo XIX vio nacer los primeros vibradores mecánicos bajo la excusa de un efecto terapéutico para combatir la ‘histeria femenina’, durante el XX ya eran considerados juguetes sexuales y condenados por religiones y autoridades empeñadas en controlar hasta los clímax ajenos. Como ejemplo, en India o Pakistán se prohibió comprarlos y en Estados Unidos aún hoy hay tres estados que tienen leyes contra su distribución (como lo lees). Pero ¡aleluya!, estamos en pleno siglo XXI y el placer, como cabía esperar, se ha abierto camino. Ya no hablamos solo de un dildo con motor, sino de una extensa gama de vibradores para todos los gustos y zonas erógenas. Para ellos, para ellas, para todos, echa un vistazo y luego nos cuenta con cuál te quedas.

Vibradores conejito rampante

Ya existía, claro, pero su aparición estelar en ‘Sexo en Nueva York’ como nuevo amante de Charlotte lo lanzó al estrellato. Los vibradores conejito rampante son perfectos para las que lo quieren todo y al mismo tiempo: una penetración profunda que alcance cada una de las terminaciones nerviosas de la vagina y una excitante estimulación del clítoris que garantice el orgasmo. Su clave, como ves, es la doble estimulación que regalan sus dos brazos o cabezales diferentes, uno más largo para su inserción en la vagina y otro más corto y curvado diseñado para apoyarse delicadamente sobre el clítoris.

Marcas como Satisfyer con el Magic Bunny o el Mono Flex, LELO con el Soraya 2 y Soraya Wave, We-Vibe con el Nova 2 o Lovense con el fantástico Nora, han diseñado algunos de los vibradores rabbit más alabados y vendidos del mercado. Todos cuentan con diferentes intensidades y patrones de vibración para adaptarse a distintos gustos y momentos y todos se adaptan perfectamente a las curvas de tu anatomía para penetrarte y acariciar tu clítoris al mismo tiempo. Pocos juguetes eróticos ofrecen tanto.

Estimuladores de clítoris

Denostado, olvidado, condenado al ostracismo, incluso Freud (que Dios lo tenga en su gloria) se atrevió a sentenciar que el orgasmo alcanzado a través de él era infantil. Pero ahora lo sabemos, el todopoderoso clítoris, fuente inagotable de todos los placeres, cuenta con 8.000 terminaciones nerviosas, el doble de las que se encuentran en el glande del pene. Es el único órgano humano que existe solo para hacer disfrutar y más del 80 % de las mujeres necesita estimularlo para alcanzar el orgasmo. Es triste que tenga que ser la industria la que ponga en valor el placer femenino, pero lo cierto es que así ha sido. Y ahora hay una inmensa variedad de vibradores y estimuladores de clítoris diseñados para acariciarlo con suaves masajes y salvajes pulsos, para masajearlo hasta llevarte al delirio, para hacerte disfrutar horas o minutos (porque como no tengas cuidado ese es el tiempo que tardarás en llegar al orgasmo).

¿Quieres disfrutar del mejor sexo oral en cualquier momento?, la respuesta es LELO Ora 3. ¿Buscas un juguete discreto y potente que puedas llevar en tu bolso?, hazte con un Satisfyer Secret Affair, con un Iroha Stick o con un LELO Mía. ¿Un juguete pequeño, preciso y sofisticado?, el Twenty One de Bijoux Indiscrets. ¿Un estimulador de clítoris microrrobótico que imite el movimiento de un dedo experto rozando, masajeando tu clítoris hasta hacerte perder el sentido?, aquí lo tienes y se llama Carezza de Lora DiCarlo.

Las opciones son infinitas, pero si sabes exactamente lo que te gusta y lo que quieres, si no quieres dejar tu orgasmo al azar, merece la pena la búsqueda, porque el vibrador perfecto para ti es un estimulador de clítoris.

Vibradores para estimular el punto G

Solo las que no lo han probado piensan que es un mito o una leyenda, pero no. El Punto G no es como los unicornios, las hadas, el coco, o los políticos honrados. El punto G existe y los vibradores de punto G son la forma perfecta de encontrarlo y estimularlo. Nos explicamos, aunque no hay acuerdo, los expertos coinciden en que se trata de una zona de tejido rugoso y especialmente sensible ubicada en la pared frontal del interior de la vagina, en algún lugar entre los 3 y los 8 centímetros hacia dentro. ¿Que cómo estimularlo? Tranqui, nada de hacer el pino puente hacia atrás en plan la niña del exorcista, solo tienes que probar un vibrador específicamente diseñado para alcanzar y masajear el punto G.

Lo que hace diferentes a los vibradores de punto G es su ángulo concreto de curvatura, pensado para alcanzar la famosa zona erógena. Existen, además, vibradores de punto G que también estimulan el clítoris simultáneamente (Soraya Wave, Satisyfer Pro-G Spot Rabbit. LELO Enigma u Osé 2 de Lora DiCarlo), así, tu aventura en busca de lo desconocido tendrá siempre el mejor de los finales.

Vibradores con control remoto

Masturbar a tu pareja en público, estimularla mientras intenta guardar la compostura en una cena con amigos o en el cine, es una de las fantasías sexuales preferidas de mujeres y hombres. Desatar el deseo, salir de la rutina e incrementar la confianza entre ambos, son solo algunas de las ventajas de utilizar un vibrador a control remoto. Algunos cuentan con mando a distancia con un radio de actuación de varios metros, como los vibradores para parejas LELO Tiani 3 o We-Vibe Unite 2.0, el estimulador para braguitas We-Vibe Moxie o el plug anal We-Vibe Ditto. Otros, en cambio, también se controlan en remoto pero a través de una aplicación móvil, lo que permite estimular a tu pareja sea cual sea la distancia que os separe.

Perfectos para las relaciones a distancia y para añadir una chispa extra a la relación, los vibradores a control remoto son la última moda en juguetería erótica y una forma fantástica de poner tu vida sexual patas arriba.

Vibradores discretos

Nada de descomunales vibradores gigantes con formas fálicas, estos parecen jabones de baño, pintalabios, helados o gotas de lluvia. Los vibradores discretos son pequeños, bonitos y cuentan con un diseño que pasaría desapercibido en cualquier rueda de reconocimiento.

Perfectos para llevar siempre encima, en el bolso o en el neceser, y para evitar las miradas de desaprobación de mentes conservadoras y poco libres, o de tu abuela. Estos modelos sofisticados que perfectamente podrían decorar tu salón te proporcionarán el mismo placer que los vibradores más grandes. Menos tamaño no significa menos potencia. Todos están dotados con poderosos motores que te regalarán distintos patrones e intensidades de vibración o succión para que los explores en busca de tu favorito.

Balas vibradoras

Vamos a alegrarte el día. Imagina esto, una bala vibradora, es decir, un vibrador pequeño en forma de proyectil, que esconde un potente motor y cuenta con una punta para regalar una estimulación precisa. Ponla en marcha, a solas o en pareja, y deja que recorra los lóbulos de las orejas, los pezones, la cara interna de los muslos, los testículos, el perineo, el clítoris. Cada una de tus zonas erógenas se excitará al contacto.

Las balas vibradoras son para todos y para cualquier momento. Perfectas para iniciarse en el mundo de los juguetes eróticos, discretas, fáciles de utilizar e ideales para los preliminares más intensos o para llegar al orgasmo en cuestión de minutos, destacan por su versatilidad y eficiencia. ¿Buscas placer? Te lo dan.

Vibradores para parejas

La rutina es fabulosa para conciliar el sueño y mantener la línea, pero terrible para el deseo. En el sexo, repetición es sinónimo de aburrimiento, porque ya sabes, te puede gustar mucho la milhoja de crema, pero si trabajas en una pastelería y puedes comer cuantas se te antojen, seguramente en un par de meses ya no habrá ganas, solo empacho y un par de kilos de más. El interés y la pasión se cultivan, se miman, no surgen como el hambre o la sed. Y te prometemos que hay algo que siempre abre el apetito, los juguetes eróticos.

Aquí es donde entran a escena los vibradores diseñados específicamente para utilizar en pareja. Vibradores con dos brazos, para insertar en la vagina y estimular el clítoris mientras el hombre (si tu pareja es un hombre) disfruta de una mayor estrechez al penetrar la vagina. En el caso de dos mujeres, una se puede colocar el vibrador, pero en la posición correcta, ambas pueden sentir las vibraciones en el clítoris.

Para intensificar el placer en pareja también son perfectos modelos tan innovadores como los Satisfyer Multifun. Los podréis usar para estimular el pene, la vagina, el clítoris, los pezones, para combinar la estimulación anal con la vulvar… ¡todo lo que se os ocurra!

Vibradores anales

Aunque rodeado de miedos infundados y prejuicios absurdos, el ano es una de las mayores zonas erógenas del cuerpo. Repleto de terminaciones nerviosas, su estimulación reporta un enorme placer tanto a hombres como a mujeres de cualquier orientación sexual. Porque, y no hace falta que te lleves las manos a la cabeza, el ano no tiene sexo y utilizar un vibrador anal no es sucio, doloroso ni algo exclusivo de hombres homosexuales. Si estás aquí, en el lado bueno de la historia (que no es otro que el de la libertad para disfrutar de tu cuerpo en su totalidad), los vibradores anales serán tu mejor aliado.

Con distintos patrones e intensidades de vibración, para controlar manualmente a través de un mando a distancia o mediante una aplicación en el móvil, de distintos tamaños y texturas, todos los vibradores anales tienen algo en común, la forma idónea para estimularte y penetrarte de forma cómoda e indolora. Algunos, incluso, estimulan simultáneamente el ano y el perineo, o el ano y la vulva. Si buscas nuevos horizontes de placer, aquí los tienes.

Estimuladores de próstata

Hablemos claro. Junto a la próstata se encuentra el denominado punto P, una suerte de homólogo del punto G femenino, es decir, una zona especialmente sensible y repleta de terminaciones nerviosas. Los que lo han probado lo saben, incluso se han hecho estudios, ¿el resultado de un masaje prostático?, orgasmos un 33% más intensos que los logrados mediante la estimulación del glande del pene.

La única manera de acceder a este punto es a través del ano y la mejor, con un estimulador de próstata. También lo puedes intentar de forma manual, por supuesto, pero el efecto no será el mismo. Tus dedos, o los de tu pareja, sirven para muchas cosas, pero no han sido diseñados específicamente para penetrar el ano cómodamente y alcanzar, gracias a la curvatura correcta, la próstata. Y vale, pueden ofrecer expertas caricias, pero no profundas vibraciones que te harán tocar el cielo.

Marcas como We-Vibe, Lovense o LELO han lanzado diferentes masajeadores prostáticos de alta gama que estimularán al mismo tiempo el punto P, los testículos y el perineo. De otro mundo, prometido.

Anillos vibradores

Los anillos vibradores o anillos para el pene son uno de los juguetes eróticos más buscados y vendidos del mercado. La argolla del anillo abrazará la base de tu pene erecto reteniendo el flujo de sangre para lograr una erección más intensa y prolongada. Mientras, las vibraciones estimularán el clítoris de tu pareja para una penetración más placentera, o tus propios testículos y perineo. Todo depende de cómo te coloques el anillo.

Elaborados en silicona médica suave y flexible, el anillo provocará presión pero jamás dolor, retrasará la eyaculación e intensificará los orgasmos. En la actualidad, existen tanto modelos para controlar a mano como anillos vibradores que se conectan al móvil a través de una app. Sea como sea, se trata del juguete perfecto para utilizar en pareja.

Entonces.... ¿Cuál es el mejor tipo de vibrador para mí?

¿En serio? Vaya preguntita. Sabemos que lo más cómodo sería que te dijéramos exactamente qué vibrador te conviene, cuál es el modelo que provocará que pidas una excedencia y te encierres en casa. Lamentablemente, la vida no funciona así. Si existen tantos tipos de vibradores es porque todos funcionan, todos tienen demanda, todos tienen su legión de fans. Nosotros hemos hecho nuestro trabajo, contarte los tipos de vibradores que existen y qué es exactamente lo que pueden hacer por ti. Ahora la pelota está en tu tejado. Echa un vistazo, compara, y cuando leas una definición que te provoque un ligero cosquilleo, ese es. Que la suerte te acompañe, la meta en este caso sí es lo importante.

 

Estás navegando en EroticFeel desde Estados Unidos y tenemos una web específica para tu país. Desde esta versión no hacemos envíos a Estados Unidos, para ello debes cambiar de versión. ¿Deseas continuar navegado en EroticFeel o prefieres cambiar a la web de Estados Unidos?